19 diciembre, 2013

Avances y desafíos durante 2013



El director de Consumers International (CI) para América Latina y el Caribe, Juan Trímboli, da una mirada panorámica a los avances y retos que destacaron en la región durante este año.
 
Quedan pocos días para que culmine 2013, período en el que alcanzamos algunos logros relevantes y donde también hemos tenido que enfrentarnos a nuevos desafíos y dificultades inherentes a un trabajo que tiene como objetivo mejorar los estándares en la protección de los derechos de los consumidores.

Progresos regionales

Lo primero a destacar es el empeño, la perseverancia y la capacidad profesional que han puesto las organizaciones de consumidores para producir los cambios necesarios en mercados  donde continúan predominando los abusos contra los consumidores. Sin estas organizaciones y la voluntad militante de sus miembros, nada de lo realizado este 2013 hubiera sido posible.

Con muchas de ellas pudimos reunimos en el mes de mayo en Santiago en un fraterno encuentro regional, donde intercambiamos opiniones y se formularon propuestas para mejorar nuestras comunicaciones y los servicios que CI ofrece a sus miembros. 

El listado de correo para comunicarnos de manera rápida y expedita ya está operativo  y la plataforma de recursos “Ciberaula”, destinada a contribuir al fortalecimiento de la membresía y que lanzaremos en marzo del 2014, son algunos de los productos concretos que surgieron de ese encuentro regional.  Pero también allí pudimos constatar los cambios que las organizaciones están implementando en sus prácticas de trabajo, mediante la incorporación de las TIC  y el uso frecuente de las redes sociales.

El encuentro se constituyó en una buena base para impulsar dos campañas e iniciativas regionales que refuerzan el trabajo global de CI en el ámbito de sus programas prioritarios. 

La campaña por revisar y actualizar las Directrices de Naciones Unidas incorporando nuevos temas que respondan a las necesidades de todos los consumidores, como es el caso de los servicios financieros y el comercio electrónico. También la campaña en relación con el TPP, que amenaza derechos y conquistas  relevantes de los consumidores y que por ello no puede imponerse por decreto, sino que debe ser discutido  bajo estándares de deliberación democrática y transparencia.

Avances legislativos

En el plano de las políticas públicas es necesario mencionar los avances a nivel institucional y en la legislación de protección del consumidor en países como Brasil, República Dominicana y El Salvador, a la vez que se evidencia el interés de varios parlamentos regionales por la Ley  de Insolvencia Familiar, mientras que en México se aprobó una ley que grava con un impuesto especial a los alimentos de alto contenido calórico y a las bebidas saborizadas que contengan azucares añadidas.

Lo que viene

Ahora nos preparamos para un 2014 que se presenta con signos de desaceleración económica y otros riesgos latentes en lo inmediato. El principal de ellos es la desigualdad, no en vano 5 de los 10 países más desiguales del mundo son de América Latina. Y esto tiene serias consecuencias  sobre los consumidores porque la desigualdad, además de implicar desproporciones en los niveles de ingreso,  se profundiza cuando la disponibilidad o el goce de un bien o servicio excluye a una parte de la población, o su calidad varía según quien lo utiliza.

En este contexto haremos lo mayores esfuerzos para seguir poniendo barreras a los abusos  y para que el Estado y el ámbito empresarial asuman sus responsabilidades con los consumidores. Desde ya los invito a prepararnos para celebrar con fuerza  el próximo 15 de marzo, bajo la consigna  “Telefónicas: ¡desbloqueen nuestros derechos!”.