04 marzo, 2011

La seguridad de los productos y el rol de las redes sociales en EEUU

Hubert Linders escribe desde la sede de la OEA en Washington donde está participando en la parte presencial del primer curso ofrecido por la Red de Consumo y Seguro y Salud de las Américas.


Una de las conclusiones hasta ahora entre los participantes de este curso intensivo impartido por especialistas de la Red, es que existe mucha información pero que ésta no siempre llega a los consumidores.

La Comisión de Productos Seguros para los Consumidores de EE.UU. (
CPSC) es la entidad que toma medidas cuando encuentra un producto inseguro dentro de este país. En los casos más graves, puede retirar productos del mercado o prevenir que ingresen en él. Usan el concepto de “recall” aunque ello no siempre signifique retirar un producto físicamente del mercado. En ocasiones, en consulta con el productor, éste puede reparar el problema o crear mejores instrucciones para el uso correcto del producto.

Cuando un producto es diseñado o producido de manera defectuosa, obviamente representa un peligro para los consumidores. En este sentido, se ha detectado aue uno de los problemas es que a veces el producto inherentemente es seguro pero no es usado de manera correcta. A veces los consumidores no leen o no entienden los avisos que se encuentran en algunos artículos. Resulta que a veces las familias no parecen tener tiempo para informarse y asegurarse de que niños y niñas usan sus juguetes de manera correcta.

Redes sociales

Es por eso que la Comisión de Productos Seguros para los Consumidores de EE.UU. (CPSC), e incluso algunas empresas, están usando redes sociales y otras formas de comunicación distintas a las tradicionales para llegar a los consumidores a fin de entregarles información sobre productos retirados.

Por ahora, y según una encuesta de
Consumers Union, sólo un 20% de los consumidores de EE.UU. sabe que un producto comprado por ellos después fue retirado del mercado.

La Comisión de Productos Seguros para los Consumidores de EE.UU. (
CPSC) comparte información sobre sus hallazgos y actividades porque hace más fácil su trabajo. Ahora, en el curso ofrecido en la sede de la OEA en Washington, es la primera vez que lo hace a una escala que incluye representantes de gobiernos de América Latina.

Objetivo del curso

El objetivo del curso es que los países que todavía no han avanzado lo suficiente en la vigilancia de su mercado, puedan ver cómo funcionan los modelos de EE.UU. y de Europa.

En la parte presencial se profundiza en el sistema estadounidense. Parece que el modelo de Europa, combinado con las fortalezas del del estadounidense, sería lo óptimo para inspirar un sistema para toda América Latina y el Caribe.

Es por eso que son las agencias gubernamentales las que participan de manera presencial o mediante el “webcast” del curso, en esta oportunidad. Más información aquí.

Caribe inglés

En el curso de cuatro días de duración participaron 34 personas de 14 países y fue grabado íntegramente y puesto en internet mediante un webcast.

Se está proponiendo repetir el curso, esta vez en inglés para el Caribe (CARICOM), ampliando al mismo tiempo la red de países que participan en la vigilancia del mercado y que no pudieron participar en esta primera versión.

Cómo consolidar la Red

Para consolidar la Red, el plan es que los representantes de las agencias gubernamentales, una vez en sus países, contacten sus contrapartes en áreas específicas, tales como metrología, regulación, normalización, salud y aduanas, entre otras, para invitarles a conocer lo que es y lo que ofrece la Red. La idea es usar los videos grabados para sensibilizar a las personas en cada país.

Participación de las organizaciones

La Red ya tiene un lugar para seguir las discusiones y debates, así como el intercambio de experiencias y, además, se pueden introducir temas nuevos. La OEA y la OPS son los animadores, pero los países también pueden hacerlo.

Y una buena noticia sobre la participación de las organizaciones de consumidores es que ellas ya pueden participar en los debates. Para hacerlo, sólo hay que registrarse aquí: http://community.oas.org/